Sillas de oficina

Sillas de oficina

Las sillas de escritorio son más básicas que las ergonómicas, pero siguen siendo una estupenda opción para momentos puntuales, es decir, para personas que pasan menos tiempo sentadas o que tienen un presupuesto más ajustado.

Aunque no incluyen tantos ajustes, suelen tener respaldos y asientos acolchados para garantizar un mínimo de comodidad. Un ejemplo son las sillas de conferencia, aunque normalmente suelen utilizarse para salas de espera, son lo suficientemente versátiles para adaptarse a cualquier oficina moderna.